Robots: ¿una puerta abierta en hostelería?

1280
0
Compartir:
robots en restaurantes

Redacción/Barcelona

De la música al deporte… y ahora a la restauración. El sector de la robótica, que maneja cifras «estratosféricas» y «sigue creciendo exponencialmente», promoverá la «food revolution» con grupos como Alibaba o JD, que planea abrir mil restaurantes con equipos formados íntegramente por robots de aquí a 2020.

El anuncio llegaba recientemente: Madrid tendrá antes de fin de año el primer restaurante de España manejado íntegramente por robots siguiendo la estela de países como Japón, China o Estados Unidos.

Se trata de “un futuro que está más cercano de lo que se imaginaba”, en palabra de Marius Robles, creador de Food by Robots y de Reimagine Food, que ha sido el encargado de dar los detalles de esta apertura. Robles hacía hincapié en la “productividad y bajo coste”, dado que la tecnología se ha abaratado un 300% en los últimos cinco años. Estas son las principales bazas de estos robots frente a los humanos aunque «no puedan aportar el amor y el cariño que requiere la cocina, eso no tiene sustitución”, señalaban en la presentación. 

Respecto a la acogida por parte del sector, augura el responsable de Food by Robots que «es receptivo porque ve que hay casos reales que funcionan, aunque todavía hay reticencias»

Escoltado por un androide, Robles ha señalado que la robótica «está impactando ya en más de 500 restaurantes del mundo» porque está «muy alineada con la cuenta de resultados y la productividad».

Por otro lado,  Marius Robles reconoce que mientras que la cocina rápida es más susceptible de ser tomada por androides, la más creativa es «difícilmente automatizable», si bien habrá sistemas mecanizados que puedan sustituir a los cocineros en tareas muy repetitivas como pelar o picar.

Además de en el servicio de reparto de comida a domicilio, que ultiman Amazon Prime o Delivery Snack Bot, la robótica va a llegar a los restaurantes «nos guste o no con efecto calzador», aunque plantea incógnitas como el hackeo, que podría llevar al propietario de un restaurante a perjudicar a otro de su competencia.

“Mientras que la cocina rápida es más susceptible de ser tomada por androides, la más creativa es «difícilmente automatizable» apuntan sus creadores

Spyce: el caso estadounidense

El pasado 3 de mayo abrió en Boston el restaurante Spyce, un establecimiento de comida sana en el que no hay chefs: la cocina está totalmente automatizada por siete robots, que son los que hacen la comida.

El sistema es sencillo: el cliente pide a través de una pantalla táctil la comida que desea dentro del menú establecido.

Una vez  realizado el pedido, el plato se prepara mediante siete estaciones con sartenes wok completamente autónomas, que son las que cocinan el plato. Cuando terminan de cocinar, se limpian automáticamente.

Aunque las ensaladas y los wok se cocinan solos, sí que hay dos personas que se encargan de dar el toque artístico al plato y la presentación final del plato.

 

 

Deja un comentario

comentarios

Compartir:

logo_bdi_new

Suscríbete para recibir la newsletter semanal con las noticias de Barra de ideas

¡SUSCRÍBETE!