Restaurantes rurales: un nuevo reclamo gastronómico en potencia 

26
0
Compartir:

Adrián Fernández / Madrid 

El mundo rural se ha revalorizado tras la pandemia. Muchas personas han emigrado a un nuevo estilo de vida alejados de las grandes ciudades y dejando a un lado el estrés, el ruido o la contaminación.

Esto ha provocado que el turismo rural esté de moda. Según datos que maneja el Observatorio de Turismo Rural, la penetración del turismo rural en nuestro país ha crecido en los últimos años. En concreto, ha aumentado cinco puntos de un 36% en 2019 a un 40% en 2021. También subió el gasto medio dedicado al turismo rural en 30 euros por persona y noche de media en 2021. 

Por otro lado, su perfil medio es el de una mujer entre 36 y 45 años, que trabaja en activo y que cuenta con una formación superior, según el informe Estudio de la Demanda de Turismo Gastronómico en España.

Restaurantes rurales, la base del turismo rural 

Es evidente que la vida en el campo es una tendencia imparable que la hostelería ha sabido aprovechar. Los restaurantes rurales se han convertido en una excelente oportunidad de negocio y un reclamo turístico y gastronómico más. 

Lectura recomendada: Claves para montar un negocio hostelero rural

Se tata de una propuesta de valor claramente diferencial donde los clientes lo asocian con valores como ‘platos más sanos’, ‘experiencia más placentera’, ‘mayor momento de descanso’ o ‘más concienciación por el medioambiente’.

Al final, los restaurantes rurales son una experiencia gastronómica más que forma parte del entorno, que permite una mayor conexión emocional del cliente con el lugar y que se han convertido en la base del turismo rural. 

El gran reto de montar un restaurante rural 

Sin embargo, emprender un proyecto de estas características tiene una cierta complejidad. No todo están fácil como parece. Es necesario adaptarse a una clientela más exigente, con unas características peculiares y en un entorno que parece ciertamente idílico pero que, en la práctica es muy distinto. 

Los clientes de los restaurantes rurales no sólo buscan comer bien. Reclaman que la experiencia gastronómica que vivan forme parte de una historia enmarcada dentro del lugar donde estén. En este sentido, aspectos como la estética, el edificio o la ambientación hay que cuidar con cierto esmero. 

Todo ello sin olvidarse, obviamente, del producto que se ofrezca. De nada servirá posicionarse como un restaurante en un entorno natural, relajado y donde la naturaleza es la protagonista sí luego los platos son todo lo contrario. Es necesario apostar por una comida saludable donde toda la cadena de elaboración este concienciada. Esto incluye a los proveedores o el personal de sala. 

Compartir:
Los restaurantes gourmet se apuntan a la moda del delivery Si tú ganas, yo gano: ¿trabajamos juntos? ¿Quién es Jesús Soriano, el joven camarero que triunfa en las redes sociales? Innovación: la maquina de vending que cocina hamburguesas en 4 minutos “El que viene a la hostelería a hacerse millonario, viene a robar” Las claves del marketing gastronómico de los grandes grupos ¿Cómo crear una buena reputación online para marcar la diferencia en tu restaurante? Koko revoluciona el sector hostelero firmando un acuerdo de colaboración con Heineken España 2022, el año que quisimos volver a la normalidad en la hostelería 5 ideas para atraer y retener el talento en tu restaurante