Una nueva vuelta de tuerca

681
0
Compartir:
%banner%

%home%

Alexandra Sumasi| Madrid

15 de febrero 2013

Las ciudades más modernas del mundo –que, por otro lado, parece que no ponen tantas trabas legales- han sido abanderadas de los restaurantes efímeros, esos que buscando el símil con la moda, se han venido a llamar pop up. Parece que en nuestro país, esta tendencia que responde a una buena estrategia de marketing y que usa la red para promocionarse, está tardando algo más en llegar.

Ya se está fraguando en Barcelona un restaurante de estas características para el próximo mes de marzo. De nombre We pop!, la iniciativa viene de la mano de la agencia The New Black y la revista de tendencias good2b.es en colaboración con el salón de belleza The Secret Room y la marca de comida Creolé

Plato de Creolé

Todos los jueves, viernes y sábados por la noche, y los domingos al mediodía del tercer mes de 2013 se montará un restaurante efímero en las instalaciones de The Secret Room, salón que para la ocasión guardará todos sus bártulos de belleza para transformarse en un lugar donde poder comer o cenar a ritmo de un DJ.

La oferta gastronómica se ceñirá a un menú clásico norteamericano aunque con matices locales, ya que todos los productos se ajustan a la filosofía Km 0. Los productos de Creolé están precocinados y son artesanales: se preparan con los mejores ingredientes y con productos locales. En la carta del pop-up habrá platos como el tradicional pulled pork sandwich, tacos, ribs de cerdo o pollo a la barbacoa con acompañamientos como la clásica ensalada de col, hummus, guacamole, pico de gallo o chips. Además,  si el comensal se decanta por el tasting menú, podrá probar tres platos de la carta en versión mini. Respecto al postre, la firma Crustó –una conocida pastelería barcelonesa- ofrecerá brownie y cheesecake, dos de los postres más genuinamente yankies. La comida se podrá acompañar de cerveza Moritz –que está dando el campanazo en la Ciudad Condal- o para los que prefieran vino, una pequeña carta escogida por Casa Mariol, una bodega de la Terra Alta con tienda en Barcelona, que también ofrecerá el vermut de los domingos.

Vinos de Casa Mariol

Para los comensales el menú tendrá un precio de 20 euros y solo pueden acudir bajo reserva previa a través de e-mail. The Secret Room, y por ende, el restaurante pop-up, está alojado en un luminoso entresuelo del Eixample, en pleno Paseo de Gracia. Además, dependiendo del día, en We pop! se organizarán distintas actividades complementarias como coctelería a cargo de Miguel Ángel -ex 41º de los Adrià-, o sesiones de manicura y cortes de pelo de la mano de Salva, hair stylist senior de The Secret Room.

Si eres empresario de hostelería, restaurador, cocinero o cualquier profesión relacionada con este sector, ¿no crees que puede ser una buena idea idear un negocio pop up? Como campaña de marketing para dinamizar tu propio negocio o cómo una forma de presentarte en sociedad, ¿crees que llevar a cabo una iniciativa similar te puede ayudar?

Deja un comentario

comentarios

Compartir:

Deja un comentario

logo_bdi_new

Suscríbete para recibir la newsletter semanal con las noticias de Barra de ideas

¡SUSCRÍBETE!

¿Quieres un análisis completo de la web de tu restaurante?

Dinos cuál es y te enviamos un análisis completo a tu correo

¡Quiero un análisis de mi web!