5 consejos para fidelizar clientes

9198
6
Compartir:

Convertir un adiós en un hasta luego. Esta debe ser la mentalidad de cualquier empresario o persona que se dedique en su negocio al trato con el público. Sabemos con certeza que en esta situación de incertidumbre es necesario agudizar el ingenio y ofrecer más alternativas que la competencia. No quedarse en lo habitual y trascender a un siguiente escalón es clave. Ir más allá. No hacer lo predicible ni lo estipulado únicamente, sino innovar para que el cliente reciba más de lo que esperaba del negocio.

Esta idea la podemos aplicar a cualquier ámbito de actuación en donde el cliente sea pieza fundamental del proceso. Pero en este caso, desde Barra de Ideas queremos extrapolarlo al mundo de la restauración. Queremos dar algunos puntos o ideas para evitar que los clientes de primera vez se conviertan en clientes de última vez.

La primera visita de un nuevo cliente siempre es un momento crucial que sin duda tendrá consecuencias en un futuro. Del restaurante depende, de que ese comensal quiera volver o no. La forma en la que fue atendido es lo que siempre uno recuerda más. Darle a los clientes lo que ellos esperan de antemano ya no es suficiente. Ofrecer un buen servicio, brindarle un trato cercano, evitar que espere demasiado, hacer recomendaciones o informar de las sugerencias del día y ser correctos…son formas que deben estar en el protocolo de cualquier establecimiento.

Pero si no queremos ser “cualquier negocio”  y queremos contar con cierta distinción es indispensable contar con la capacidad de sorprender al cliente. Hoy no basta con atenderlo bien. Existen algunas ideas claves que pueden ayudarte a que tus clientes iniciales se conviertan en clientes habituales a través de unos sencillos consejos.

–    Registrar a los clientes para disponer de sus datos en cualquier momento y establecer con ellos un trato más personalizado. Cualquier dato nos puede ser útil. Aparte de los básicos (nombre, apellidos, e-mail, nº de teléfono) existen otras informaciones que pueden ser del interés del restaurante. Por ejemplo, si nuestro comensal tiene hijos, en las futuras comunicaciones con ellos, ofrecerle platos o menús especiales para niños para ganarnos su favor y aprobación. Una buena forma de conseguir estos datos puede ser a través de la inscripción para participar en un sorteo o rellenar una hoja para evaluar el local.

–    Tener comunicación con los clientes; telefonearles. No esperar a que vuelvan para volver a hablarles sino anticípate para contarle las novedades, sugerencias o nuevas informaciones que puedan hacer más atractivo el restaurante, bar u hotel.

–    Enviar mensajes personalizados para hacer que el cliente se sienta único y especial. Por ejemplo, en su cumpleaños ofrecerle un menú especial o un descuento en la factura por ser el día que es. Un trato que seducirá al cliente para que repita la visita.

–    Hacer campañas de mailing a través de las newsletter. Comentar e informar sobre las ofertas y promociones utilizando las nuevas tecnologías y las redes sociales para acercarte a un público mayor. La imagen del negocio saldrá reforzada por tu apuesta por estos nuevos canales de comunicación.

–    Crear un club de clientes en el que este pueda sentirse distinguido a la vez que especial.

Nuevas formas para tratar a la clientela conforme a las necesidades de hoy. La diferencia está en dar más de lo esperado para así conseguir crear lazos entre cliente y local.

Miguel Ángel de Alzáa

www.marketineros.com

Deja un comentario

comentarios

Compartir:

logo_bdi_new

Suscríbete para recibir la newsletter semanal con las noticias de Barra de ideas

¡SUSCRÍBETE!