Siete acciones concretas para vender más en tu restaurante

Compartir:

Para todos los hosteleros que necesiten menos teoría y más concreción con acciones prácticas que les permitan vender más. Vamos a ello:

  1. Mejora tu fachada, hazla atractiva. Una inversión de 1.000€ en mejorar tu fachada te puede reportar 10.000€ en ventas a corto plazo. España está llena de bares y restaurantes con fachadas horrorosas que no trasmiten ningún encanto en sus carteles, iluminación y marca. También os pedimos que estéis atentos a qué se ve desde fuera de los vidrios de fachada. Como cliente, si la fachada me gusta, el siguiente paso es que me guste lo que veo dentro. Si no sabéis cómo, pedid ayuda, pero ahí hay dinerito fácil y fresco en ventas. Vendrán más clientes inmediatamente.
  2. Exponed vuestra carta/menú claramente. Cada día perdemos ventas que se lleva la competencia por no tener nuestra carta bien expuesta en la fachada, en la terraza o en el interior del local. Una carta grande, bien diseñada, fácil de entender y con las cosas claras. En más de un caso hemos provocado aumentos de ventas de entre el 5-10% por exponer la oferta o exponerla bien.
  3. Ofrece tus mejores platos a cada cliente. A todos tus clientes ofréceles tus especialidades. Cada día, todos los días, a todos los clientes. Ofrece aquello que haces muy bien y que te puede hacer famoso en tu ciudad o barrio. No pares de repetir a tu equipo que lo haga, supervisa que lo haga, enseña para que lo haga, insiste en que lo haga. Ofrece, ofrece, sé vendedor, no tengas una actitud pasiva ni dejes que tu equipo la tenga.
  4. Sirve un buen café y una cerveza bien fría. Servir un buen café, de calidad y bien hecho y asegurar que tu cerveza está muy fría y la sirves en una buena vajilla te traerán ventas aseguradas. El neuromarqueting funciona siempre. Buen café y cerveza fría bien servida dan siempre ganas de repetir de forma consciente o inconsciente.
  5. Ofrece siempre algún producto más con actitud comercial. Te pida lo que te pida un cliente, ofrece siempre un complemento para su bebida, o una tapa que se ha dejado de pedir o un postre, o un café… Ofrece siempre algo más. Las ventas suben hasta un 10% con una política firme y constante de ofrecer a los clientes un producto complementario a su consumo. No pares de repetir a tu equipo que lo haga, supervisa que lo haga, enseña para que lo haga, insiste en que lo haga.
  6. Inicia los servicios con todo lo necesario para ellos, revisa tu preservicio e impulsa a tu equipo para que las primeras mesas se atiendan rápido y con todo el mundo concentrado. La velocidad en los inicios del servicio te permite una rotación más rápida de las mesas y atender más clientes cuando hay demanda. En algunas experiencias hemos conseguido aumentar hasta un 15% la capacidad de clientes que un restaurante podía hacer acelerando la primera entrada de clientes. En el mismo paquete de acciones entraría el remontar muy rápido las mesas vacías; esos minutos con mesas sucias sin remontar al final acaban costando clientes que se van a la competencia.
  7. Sube los precios de tus platos y bebidas más apreciados. En España los precios de la hostelería media, la de los restaurantes y bares más comunes en nuestras calles son muy bajos. Si tienes algunos platos o bebidas muy apreciados sube sus precios, seguro que tienes margen y los clientes vendrán igual y pagarán ese precio más justo.

¡Ah, añado una posdata!: concéntrate en los platos y bebidas que sepas cocinar bien con tu equipo, centra tu carta en ellos y reduce tu oferta quitando platos que no pintan nada y no te aportan ningún valor. Centrarte en lo que haces bien te ayudará a concentrarte en vender más.

Tendríamos al menos otras 7 acciones más, pero en este artículo no nos caben. Desde www.congustoconsulting.com te ayudamos si lo necesitas.

Contenidos más leídos

Compartir: