Claves para equipos plagados de millennials en hostelería

Compartir:
millennials-equipo-hosteleria-interior

En los últimos meses he visto y leído mucho acerca del comportamiento de la Generación Y (los famosos millennials) como consumidores. Los más mayores de esa generación tiene ya 36-37 años y se están incorporando al segmento con mayor decisión de compra y volumen de consumo, sustituyendo a los miembros de la Generación X, que nos vamos haciendo mayores… Desde luego que, como consumidores, el estudio de sus comportamientos es vital para las decisiones estratégicas de cualquier empresa pero ¿Y cómo son como empleados? ¿Qué pasa con los camareros, cocineros, gerentes, chefs que son millennials?

Igual que cambiar los consumidores también cambian los colaboradores. Hace 20 años era poco importante que los camareros hablaran inglés y menos aún que supieran manejar TPV electrónicas; hoy en día ambas cosas son imprescindibles para obtener una mínima eficiencia de su desempeño. Cada generación tiene sus características a causa o como efecto de la educación recibida, el entorno político, social y geográfico en el que han vivido. No soy sociólogo pero me aventura a especular (en base a una cierta experiencia, eso sí) respecto al comportamiento de los millennials como empleados.

A los milennials no les gusta sentirse como “empleados”, quizás esa sea el principal aspecto a considerar. Dado que los millennials tienen 36 años o menos, los restaurantes, cervecerías y todos los negocios de restauración tienen en ellos a su base laboral principal y, aunque con toda probabilidad usted quizás tenga empleados que no respondan al estándar sin duda la mayoría sí lo hacen (no lo digo yo, que no soy un experto ni de largo, sino los expertos y cientos de estudios). Los millennials ni se plantean lo de tener un trabajo para toda la vida y mucho menos una atadura física o emocional con cualquier empleo, están en continua evolución y tránsito y todos los empleos son puentes hacia otra cosa. Los millennials consideran todo el mundo como un entorno laboral útil y el trabajo como una parte importante de la vida que les tiene que interesar. Si tienen que ocupar empleos puramente alimenticios, lo hacen con seriedad y profesionalidad, pero no van a empeñar en ello su vida.

Además siempre tienen intereses múltiples, con lo que le dedican tiempo de su vida más de una actividad y más de un espacio. Se comunican y se informan por redes sociales, están siempre conectados y tienen referentes diarios que a veces son desconocidos para la generación inmediatamente anterior, que actualmente es la que ocupa los puestos de decisión relevantes.

Muchas veces el dinero no es lo que más les interesa, valoran más cómo encaja el empleo que desempeñen en su vida personal. Si quieren dedicarse a la hostelería, buscan siempre formación, plan de carrera, un entorno abierto y flexible y, muy especialmente un buen ambiente de trabajo: poder trabajar y relacionarse con una sonrisa. Los entornos laborales de película de los años 60 del siglo XX –serios, formales, muy jerarquizados, incluso hostiles- no les interesan. Los millennials son una generación muy asertiva, que sabe decir “no”: si un empleo o un plan de carrera no les interesa, simplemente lo dejan, el miedo a la hipoteca, la vida estable, tener que viajar, etc. ha desaparecido y no participa en su psicología.

Acabo haciendo una pequeña lista de claves para que le funcione su equipo plagado de millennials:

1. Olvídese de cualquier modelo de gestión de RRHH que tenga más de 20 años.

2. Olvídese de las corbatas, los dress code y la jerarquización formal de su empresa.

3. Tenga políticas horarias flexibles, claras y públicas. Lo de que en “hostelería se trabaja muchas horas y sabes cuándo entrarás pero no cuando saldrás” es de película en blanco y negro y solo interesa a los que las siguen viendo (y los millennials no acostumbran).

4. Preocúpese con empresario que sus planes de retribución tengan algo más que un salario e incluyan buen rollo, flexibilidad, respecto por los intereses personales de sus empleados. A los millennials les importan más los días de ocio que los contratos indefinidos y poder pedir una tarde libre a cambio de otro turno que el salario a fin de mes. Señor empresario: Lo que usted crea que debe ser importante a sus empleados no tiene por qué ser cierto.

5. Los millennials son una generación muy bien formada, educada, seria y profesional. Necesita recibir información y formación de forma continuada en aspectos técnicos. Aprovéchelo, porque sirve para trabajar bien y para motivar.

6. Los millennials tienen una alta rotación, aunque pueden acabar regresando, haga planes de incorporación que tengan en cuenta que ningún millennial busca trabajo para toda la vida.

7. Los millennials son el motor de la cultura healthy/eco, viven en entorno altamente tecnológicos, se preocupan por el entorno y están implicados socialmente: no los tome por tontos. Exigen tener opinión y participar de todo lo que hacen: Aprovéchelo.

Manel Morillo

congustosm.com

Deja un comentario

comentarios

Compartir:

Deja un comentario

logo_bdi_new

Suscríbete para recibir la newsletter semanal con las noticias de Barra de ideas

¡SUSCRÍBETE!